Confesión

—-KARA

Puede que seis años no sean tantos. Esto es solo aplicable a pocas cosas, por ejemplo: el ser humano. Para nosotros seis años puede significar un cambio muy grande. Una diferencia de seis años puede hacer que desconozcas el video y el casete, la música ha cambiado, el tipo de ropa es diferente, las actitudes de las personas y su mentalidad…

Pero, aunque cambie la sociedad, siguen habiendo actos que no son correctos, que están mal vistos.

Hay sociedades que son de mentalidad mucho más abierta que la mía. Vivir en Korea, la del sur, no hace que seas completamente libre de poderte expresar. Yo no puedo expresar mis sentimientos abiertamente porque están mal vistos y por ese motivo, sigo escondiéndole a todo el mundo como soy en realidad. Me da tanto miedo que me vean mal que no lo sabe nadie de mi alrededor.

Esconderle a tu familia como eres es duro pero, para mí, es más duro esconderse de tus amigas ya que, por ser más o menos de tu edad, tienen una mentalidad parecida a la tuya… Pero me sigue dando miedo, miedo de que me juzguen, de que no piensen como yo…

Onni, kwenchana?- me saca de mis pensamientos Young Ji.

Kwenchana.- le respondo.

Estaba tan absorta en mis pensamientos que no me hado cuenta de cuando ha entrado en mi habitación.

Mis amigas y yo estamos hospedadas en una casa de campo. Hacía tiempo que lo planeábamos por lo que hemos hecho un hueco en nuestras agendas para poder venir las cuatro.

-Pareces preocupada.- junta la puerta tras ella- ¿Quieres hablar?- me pregunta con duda.

-Yo…- dudo.

Mianhae…- se disculpa decaída- No he pensado que te podría resultar incómodo hablar con alguien más joven…

-No creas,- le sonrío- me siento más cómoda.

Jeongmal?- se sorprende- Entonces, ¿de qué se trata?- se sienta en la cama, a mi lado.

-Pues…- me pongo nerviosa y aparto la mirada. Es la primera vez que voy a hablar con alguien del tema- ¿qué pensarías si te dijese que…- dudo, no sé que palabras usar- que…

-Tranquila, puedes confiar en mí.- pone su mano sobre la mía.

-No es importante…- sigo sin poder mirarle- Es algo que… Me sabe mal ocultarlo… Y más a vosotras, que sois mis amigas.- termino de decir mirándole a los ojos.

-Seguro que no es tan grave.- me anima.

-Yo…- respiro hondo- Me gustan las mujeres.- me decido a confesar pero me ha salido muy bajo.

-¿Y qué tiene eso de malo?- me coge de la mano. Me relajo un poco al ver que no está incómoda- Yo no lo veo mal. Pero,- duda- ¿por qué estás más cómoda conmigo?- se extraña.

-Por lo que tú has dicho, por la edad.- sigo hablando bajo.

-¿Tienes miedo que las onni no te acepten?- me pregunta después de analizar la situación.

Asiento cabizbaja. Que rápido entiende las cosas. Me alegra habérselo dicho a ella.

-Tampoco creo que les importe, simplemente son gustos.- me amina Young Ji- Si te anima, a HaRa-onni no le importa. – me dice sonrojada.

Le miro confundida. ¿Qué tiene que ver ella en esto?

-He hablado con ella del tema.- sigue- Me animó a que dejase de esconderme de vosotras.

-¿Tú también…?- sigo más sorprendida- Y… ¿quién te llamó la atención?- le pregunto sonrojada. Si lo sabe es por algo.

-¿Y a ti?- también se sonroja.

-Seung Yeon…- respondo más sonrojada. Es la primera vez que me abro tanto a alguien y eso que con más confianza tengo es con Seung Yeon.

-No me extraña…- se desanima- A mí fue…- respira hondo- fuiste tú, onni.- me dice decidida mirándome a los ojos.

Mianhe, Young Ji.- le digo apenada. Me sabe mal no poderle corresponder.

-¿Por qué te disculpas? No es tu colpa que me llames la atención.- va desanimándose- Ahora, como mínimo, sé que puedo tener alguna oportunidad.

-Yo…- no sé cómo reaccionar. No es la primera vez que se me confiesa alguien, pero no me lo hubiese imaginado nunca de Young Ji, no pensaba que yo entrase dentro de su tipo.

-Si hablas con Seung Yeon-onni y no te corresponde, puedes volver a hablar conmigo.- me dice levantándose de la cama- Siempre voy a estar para ti.- fuerza media sonrisa antes de salir de la habitación.

Nunca me hubiese imaginado que esto pudiese llegar a pasarme. Consigo confesar como soy en realidad y, a la persona que se lo confieso, me confesa sus sentimientos hacia mí.

No es la primera vez que se me confiesa alguien y supe decirles claramente que no tenía interés en ellos, sin ofenderles, pero he sido incapaz de decírselo a ella. ¿Por qué no he podido decir nada más que un “ mianhe“?

Advertisements
This entry was posted in Fanfics, K-Pop Fanfics, KARA Fanfics and tagged , , , . Bookmark the permalink.

One Response to Confesión

  1. mairemegami says:

    Me gusta como tratas el tema de la homosexualidad en Korea, las dudas y todo eso °w° Que maaal T.T pobre Young Ji T.T Por si no tenía poco, después de salir del armario va y se le confiesa su amiga y no sabe rechazarle porque le gusta Seung Yeon -_- que vida más dura -.-* Aunque… 😏 si no ha sabido rechazarle puede que sea porque no sepa que le gusta *.*

    Liked by 1 person

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s