Hacer daño, ¿a quién?

——– f(x)

Están sentadas en la cafetería. En la mesa están Luna, Sul Li, Krystal y Amber, todavía no ha llegado Victoria. Amber está jugando con Sul Li, le está haciendo cosquillas. Luna observa divertida y Krystal está comiendo como si nada, es una escena bastante común.

-Hola Victoria, ¿qué tal te ha ido el examen?- dice Luna al verla acercarse mientras le hace señas para que se siente a su lado. Todas esperan su respuesta.

-Me ha salido bastante bien, no era muy complicado.- dice mientras se sienta.- Y vosotras, ¿qué tal?

-Sin comentarios.- responde un poco triste Luna.- Se me iba olvidando el temario mientras leía las preguntas.

-Yo creo que está aprobable.- comenta divertida Amber.

-Pues a mí también me ha parecido fácil.- dice Sul Li.

-¿Y a ti Krystal?- le pregunta Victoria al ver que no responde.

-…- No hay respuesta.

-¿Krystal?- dice Amber mientras le golpea un poco con el codo.

-¿Qué? A si… Como siempre.

-No sé cómo haces para medio seguir las conversaciones mientras estás desconectada.- le dice una divertida Amber.

-Es como si tuviera un don, por eso saca buenas notas.- comenta riéndose Luna.- se pasa las clases como durmiendo.- las otras se ríen también ante el comentario.

-Es posible.- dice aguantándose las ganas de reír Kystal. Este comentario hace que todas estén más divertida, lo que hace que Krystal no pueda aguantar más las ganas y se pusiera a reír con ellas.

Al terminar las clases el grupo se divide en dos para ir a sus casas. Luna y Victoria viven en una dirección, y las otras por otra.

– ¿No has visto a Krystal un poco más distraída de lo normal?- le pregunta Victoria.

-Es posible, al empezar el día estaba con el nivel de desconexión normal, pero ha ido aumentando. Puede que le preocupe algo.

-Mañana si sigue igual intentaré hablar con ella.

Mientras tanto, en el otro grupo.

-Pues quedemos para estudiar- le dice Sul Li a Amber.

-Me parece bien, pero te advierto que me cuesta mucho- responde divertida.

-No creo que sea para tanto. Entonces, ¿cómo quedamos?

-Pues… Mañana al salir de clase, ¿te parece bien?

-Claro.- responde con una sonrisa.- ¿Tu vienes?- Le pregunta a Krystal.- ¿Krystal?- insiste al no encontrar respuesta.- ¿Krystal?.- vuelve a insistir poniéndole la mano en el hombro.- ¿Estás bien?- le pregunta al ver que ya tiene un poco de su atención.

-S-si… Estoy bien. ¿Por?- pregunta ya volviendo al mundo real.

-Estás más distraída de lo normal.- dice Amber entrando en la conversación.

-Los exámenes, me preocupan un poco.- dice forzando una sonrisa.

-¿Quieres venir mañana a estudiar con nosotras? Hemos quedado después de clase.- le vuelve a preguntar Sul Li.- Puede que te venga mejor estudiar con alguien.

-¿Mañana? No me viene muy bien, tengo cosas que hacer.- dice ordenado todo lo que tiene que hacer mentalmente.

-¿Y no puedes hacerlo otro día o a otra hora?- intenta convencerla Sul Li.

-Intentaré hacer lo posible, pero no os hagáis ilusiones, no es seguro.

-Bien.- dice muy animada Sul Li abrazándola.- Espero que sea que si, díselo Amber.

-Yo también lo espero.- dice con una media sonrisa.

Al día siguiente, otra vez en la cafetería. Esta vez quien no está es Sul Li. La situación es más o menos la del día anterior, pero esta vez Amber está intentado molestar a Luna, esta muestra un aura de indiferencia, lo que hace que Amber hinche los mofletes y deje de molestarla.

– ¿Por qué no intentas molestar a Krystal, a ver si se anima?- le dice bajito Victoria.

Amber se queda mirando por unos instantes a Krystal y enseguida mira a Victoria como preguntándole que hacer para distraerla.

-Seguro que sabes cómo.- dice divertida Luna. Victoria asiente.

-¿Y por qué no lo intentáis vosotras?- siguen hablando en voz baja.

-A ti se te da mejor.- sigue diciendo divertida Luna.

Amber se las queda mirando un instante y se queda pensativa. Después de un corto tiempo mira a Krystal y se apoya en ella haciendo que se desestabilizara un poco. Krystal la mira con cara de interrogación. Amber intenta no mirarla.

-¿Estás comoda?- pregunta con la misma cara.

-Sí, gracias.- dice medio divertida Amber. Las otras observan entretenidas.

-Pues…- entonces Krystal pone el brazo al rededor de la cabeza impidiendo un poco la respiración. Amber finge que se ahoga un poco y finge que ha muerto.- Una menos.- dice expandiendo un poco una aura un poco maligna mientras se aguanta la risa y la libera.

-Que mala. Me has matado. Ahora vagaré a tu alrededor molestándote.- dice divertida mientras finge que es un fantasma.

-Te flitaré con matamoscas si te veo en mi casa.- dice aun aguantándose la risa y mirándola de reojo con indiferencia.

-¿Con matamoscas? Que cruel eres.- y empieza a hacerle cosquillas.

-Pa-para… por favor… sabes que… no me gustan…- intenta decir mientras ríe a carcajadas.- Pa… ra.

-Es la primera vez que la veo reír así.- le comenta Victoria a Luna.

-Y yo…

-Para por favor… me estoy… a- ahogando…- empieza a tener una respiración muy forzosa.- Qu-que.. me… aho… go.- en ese momento está a punto de caer del asiento.

-Cuidado.- dice Sul Li entrando corriendo a la cafetería para evitar su caída.- Sabes que no se le puede hacer cosquillas.- dice medio riñendo a Amber.- Y vosotras, deberíais de habérselo dicho.

-Es la primera vez que le hago cosquillas. Pensaba que no le gustaba porque no quería que la viésemos reír.- dice apenada Amber.

En eso que se recupera un poco Krystal, abraza a Sul Li.

-No es culpa de nadie.- dice con un hilo de voz casi inaudible.- No te enfades con ellas, solo querían animarme, no pasa nada.- le dice con la cabeza escondida entre sus brazos.

-¿Tú estás bien?- le pregunta Sul Li casi a la oreja.

-Sí. Me acompañas al baño antes de que empiecen las clases, quiero lavarme un poco la cara.- dice liberándose un poco del abrazo.

-Vale.- la ayuda a levantarse y salen del lugar.

-¿Vosotras lo sabíais?- les pregunta Amber medio enfadada.

-Yo sabía algo, pero no sabía que era tan grave.- responde primero Victoria.

-Pues yo directamente no lo sabía.- dice muy apenada Luna.

– Tiene una sonrisa muy bonita, ¿verdad?- dice Victoria intentado calmar un poco en ambiente.

-Debería sonreír más. No sé por qué sonríe tan poco.- continua Amber.

Victoria se pierde un poco en sus pensamientos.

Al terminar las clases.

-¿Por qué no venís vosotras también?- les pregunta Sul Li a Victoria y Luna.- Vamos a estudiar todas juntas. Al final Krystal también viene.

-Yo ya tengo un compromiso. Otro día.- responde Victoria.

-Yo tampoco puedo.

-Pues otro día. Nos vemos mañana.- comenta Amber.

-Hasta mañana.- se despiden todas.

En casa de Sul Li. Todas preparan los apuntes para empezar a estudiar.

-¿Empezamos? Y no vale parar hasta que estemos las tres cansadas.- le dice Sul Li a Amber.

-Lo dices como si siempre soy yo la que para primero.- dice hinchando lo mofletes.

Sul Li la mira con mirada de “sabes que es verdad” y Amber le da la razón también con la mirada.

-Pues a estudiar.

Después de un intensivo de dos hora Amber intentó dejar de estudiar dos veces y Sul Li le dijo que sabía que eso iba a pasa. Estuvieron un instante “discutiendo” por ver quien tenía razón y terminó ganando todos los “sets” Sul Li. Esta vez es ella quien no puede más.

-¿Descansamos un poco?

-¿Ahora sí que podemos parar? ¿Por qué cuando lo digo yo no vale?- dice un poco indignada Amber.

-Porque ahora han pasado dos horas, no solo media.- dice fingiendo estar enfadada mientras se cruza de brazos.

-Tiene razón.- le apoya Krystal.- Yo creo que me voy ya.

-Te acompaño.- le dice Amber.

-No hace falta.- dice mientras recoge sus cosa.

-Es una afirmación no una pregunta.- insiste.

-Es mejor que no vayas sola, ya es tarde. Yo también voy.- dice mientras también empieza a recoger.

-No hace falta, después tienes que volver a atrás. Yo también voy a casa, estoy más que cansada de estudiar.- dice intentando hacer que se enfade un poco. Sul Li pasa por alto el comentario.- A parte de que me viene de camino y no vivo tan lejos como tú.

-Me parece bien. Pero solo porque ya es tarde, si no, te hubiera obligado a volver para que siguieras estudiando.- dice cruzándose de brazos.- Nos vemos mañana.- abraza a Krystal.- Ve con cuidado.- le sacude el cabello a Amber.

-Hasta mañana.- se despiden las dos.

Una vez fuera de casa la dos andan en silencio un buen rato. Amber, cansada de tanto silencio, intenta romperlo.

-Entonces…- empieza dudando.- ¿te sabes el temario?

-En realidad no me hacía falta estudiar tanto hoy.- se vuelve a hacer el silencio.

-¿Y por qué has venido hoy?

-Creo que… porque necesitaba desconectar un poco. Creo que sabes el porqué.- detiene su paso y se queda mirándola a los ojos. Cuando sus miradas se encuentran baja la mirada.

-Yo… lo siento, no pensé que podría afectarte tanto. Creía que… no sé… que era correspondida.

-Creo que te di falsas esperanzas sin querer. A parte de que yo…- deja la fase por terminar.

-¿Ya tienes a alguien?- hablaba como si en cualquier momento iba a ponerse a llorar.

-No es eso… Es solo que… – no sabía cómo continuar, su mente estaba cada vez más desordenada. Después de una pausa.- Creo que tu también… me gustas.- lo último lo dijo con un hilo de voz casi inaudible.- Pero… no creo que pueda haber nada más que una amistad. Eres mi mejor amiga y no lo quiero cambiar. A parte de… que eres una chica. Aunque parezcas un chico, no quiero ofenderte pero sabes que es verdad, no creo que pueda ser posible. Cómo se lo diría a mi familia o cómo se lo tomarán la demás. Y sobretodo Sul Li… No puedo corresponderte, solo me gustas como amiga.

Cuando terminó de decir esto, Amber mostraba las lagrimas que querías salir desesperadamente, pero no lloró. Se lo aguardó para cuando llegara a casa y nadie pudiera verla.

-Creo que te estás mintiendo a ti misma, que no eres sincera con lo que sientes.- esas ganas de llorar se estaban convirtiendo en rabia. No sabía cómo actuar.- Sé que sientes lo mismo que yo, el beso que me diste fue sincero, me mostraste que lo sentías, que querías que te basara…

-Por favor, no sigas.- hablaba sin mirarla a la cara. Tenía vergüenza porque sabía que era cierto, pero se negaba a admitirlo.- Te lo he dicho antes, no puedo corresponderte.- seguía sin mirarla.

-Dime eso mirándome a la cara.- dijo en un tono seco y frío.

Levanta la mirada y la fija en sus ojos.

-Yo… no puedo corresponderte.- Amber iba a hablar pero ella posa un dedo sobre su boca.- Es cierto que te correspondí el beso… pero siento que hice mal por…- hace una pequeña pausa.- no te lo puedo decir, pero tiene mucho a ver. No quiero hacerle daño…- al darse cuenta de lo que ha dicho se detiene.- Olvida lo último. Me voy.- empieza a andar dejando a Amber parada en medio de la calle recopilando toda la información.

“Hacer daño, ¿a quién?”

Advertisements
This entry was posted in f(x) Fanfics, Fanfics, K-Pop Fanfics and tagged , , . Bookmark the permalink.

4 Responses to Hacer daño, ¿a quién?

  1. Pingback: Tina-senpai

  2. mairemegami says:

    Por qué termina en kataomoi si claramente le gustaaaa??? +.+ Hacer daño… O.O a Sul Li??? Por eso la nombra??? Pero… Como?? o.O
    Es un triángulo amoroso!!! A qué síii?? *.* Ambas están enamoradas de Amber!! No??

    Liked by 1 person

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s